Loader
 

¿a que le tienes miedo? Eso mismo estás creando

Si cada uno de nosotros creamos nuestra realidad. ¿Porqué creo en mi realidad algo tan monstruoso como un asalto? No es cierto que yo lo he creado, porque no puedo crear algo así, no puedo querer algo así y tampoco es que ande con la vibración tan baja.

Para comprender algo como esto tenemos que volver a entender cómo es que estoy creando. Cada vez que enfocas tu atención en algo, estás atrayendo eso mismo a tu vida en alguna medida. Por ejemplo, acabas de ver en las noticias que han aumentado los casos de asalto en tu ciudad. En ese momento te acuerdas de una vecina que la semana pasada fue asaltada a la salida del gimnasio. Fue terrible, quedó chequeada. Tu siempre pasas por ese lugar, piensas que podría haberte pasado a ti. Un nudo en tu estómago te dice que tienes miedo de vivir esta experiencia, pero pronto te enfocas en la noticia que viene y te entretienes con ello.

Pocas horas después, pasas por donde mismo supiste que fue el asalto. No puedes dejar de acordarte de cómo quedó tu vecina y las noticas que viste en las noticias. Piensas en lo peligroso que está todo, en lo terrible que sería…..

Mientras más atención le des a lo que no quieres, con más fuerza la estás atrayendo a tu vida. Para el universo no estás haciendo más que escoger libremente una nueva experiencia para tu vida. En esta oportunidad un asalto.

Tu crees que no puedes manejar las circunstancias de tu vida, y por eso este tipo de noticias te atemoriza tanto. Crees que en cualquier momento te toca a tí, porque la vida es una lotería. Sin embargo, si en lugar de temer esto comienzas a reconocer tu poder de crear tu realidad, tienes la posibilidad de escoger deliberadamente tus experiencias. Puedes ver a tu vecina, y observar en ella el miedo que la llevó a vivir esa experiencia. Puedes escoger no vivir lo mismo y enfocarte en otra cosa. Tu puedes comenzar a hacer la diferencia, simplemente tomando una decisión: no puedo dejar de tener miedo, pero puedo escoger poner atención en aquello que no me lo dé. Puedo dejar de ver las noticias, escuchar las conversaciones o participar en reuniones que acrecienten mi miedo. Si quiero dejar de vivir lo que no quiero, debo dejar de prestar atención a lo que no quiero y dar más foco a todo lo que me haga bien. Escoge películas que te generen felicidad y diversión. Escoge reuniones o personas que te aporten con humor y sensaciones de alegría, placer y poder personal. Lo que te hace sentir bien es la clave, y tu GPS son tus emociones. Si te da miedo, se siente mal, si te genera amor, se siente bien.